Archivado como ‘Taller’

Cómo hacer Inflables en 8 pasos: Cut + Paste + Inflate + Dive

Jueves, junio 13th, 2013 | Por pablo

inflatable_workshop_east-boston_IMG_2435
La semana pasada estuvimos dando un taller de cómo hacer inflables con plásticos usados en Neighborhood of Affordable Housing (NOAH) con un grupo de adolescentes en Boston, Massachussetts (EEUU). Ya han trabajado con basura alguna vez y ahora uieren aprender la técnica para construir uno más grande en el evento Urban Wild (en East Boston) el próximo solsticio de verano. En dos horas pudimos repasar algo de teoría sobre inflables gracias al Inflatocookbook de Ant Farm y a la guía de cómo hacer inflables en portugués de Basurama Brasil y ponerlo en práctica.

Hemos empezado una versión en inglés del manual: http://bit.ly/trashinflatables

Como enseñanza del día: hacer  las aperturas  paralelas a las arrugas.

1. Cut

Cut

2. Paste

Paste

2 (cont) Paste (with heat)

Iron Man!

Iron Man!

3. Fold

Fold

4. Prepare the fan

Prepare the fan

5. Inflate

Inflate

6. Dive in

Stay inside

7. Stay inside

Dive in

8. Be born (again)

Be born (again)

… and document

Weighing a scale

Miércoles, julio 18th, 2012 | Por pablo

We live in a socalled “Data Age”, surrounded and generating huge amount of data, but we still do need more data:

How much is the packaging ratio of an object?

Packaging Waste Index (PWI) = Packaging / Total Weight

We are going to be experimenting with this index and visualizations of it in the workshop Dissecting objects that takes place tomorrow Thursday July 19th in Berlin. The workshop and the Packaging Waste Index comes from the collaboration with Dietmar Offenhuber.

How to start?

We’ve bought a scale ($22.00 USD), a normal one you can find in any hardware shop. Accuracy: 1 g. Why not starting our project by measuring the weight of the scale itself?

After a short unboxing ceremony we had all the objects out. Added some batteries and the scale was ready to work.

We started by weighing all the packaging together: 100g

 

We also weigh the different packaging materials separately:

  • Cardboard (coated): 81 g
  • Paper: 6 g
  • Plastic: 15 g

How to measure the scale?
We tried to put it upside-down, but the measures were don’t looked like very accurate (209g), when we  compared them to the measure in another kitchen scale: 315g

Final data:

  • Scale: 315g
  • Packaging: 100 g
    • Cardboard (coated): 81 g
    • Paper: 6 g
    • Plastic: 15 g
Total weight:  315 + 100 = 415 g
As we told, the scale is not very accurate: 100 g ≠  103 g (packaging = 81 + 6 +15 g) but is good enough to make our first data input:
Packaging Waste Index = Packaging / Total Weight =100 / 415 = 0,2409 — > 24,0% PWI
Taylor Classic 3804-44 Scale: 24,0% PWI (Packaging Waste Index)
And this is only the beginning. Imagine when start adding other data: price of recycling/price in the market of the objects-materials, CO2 footprint… and start answering “How much waste do we buy?”
We will be working in things like this in the workshop.
Any suggestion for a better name for PWI?

MoroccoMall. Comme vous l’avez rêvé. Casablanca.

Martes, mayo 29th, 2012 | Por ruben

Autoanuncio del centro comercial Morocco’mall con un niño rubio. Casablanca, Marruecos.
“La idea es democratizar la moda y por eso se ofrecen desde las marcas más prestigiosas hasta las más accesibles”, Habib El Fassi, director de la franquicia de Inditex en Marruecos

El punto de partida del taller en Casablanca ha sido la bolsa de plástico como desecho típico nacido para morir, símbolo paradigmático del hiperconsumo en una sociedad en pleno desarrollo como la de Marruecos. Casablanca es una ciudad con más de 6 millones de habitantes y capital económica del país, visible através de la instensa actividad comercial, las tiendas de lujo, las industrias y  los grandes hoteles donde se celebran numerosos congresos y eventos.

En la búsqueda de historias que la bolsa de plástico nos pudiese revelar en esta ciudad, nos fuimos a visitar instintivamente al Morocco Mall, el centro comercial más grande de África, con una extensión de 24.700 hectáreas, situado a las orillas del océano atlántico. El MoroccoMall se construyó en el 2011, con inversión del rey Mohamed y con inversión europea. American way of life en pleno África. Puedes encontrar tiendas como Dior, Louis Vuitton, Bershka, Galerias Lafayette, Lacoste, la Fnac… o las españolas Cortefiel, Mango e Inditex. A su inauguración vino Jenifer López y la princesa Lalla Meryem. En su interior también podemos encontrar el tercer acuario más grande del mundo,  con 3.750 tipos de corales, 26 especies de peces y cuatro tiburones.

Y allí, en el epicentro mismo del consumo,  en el lugar donde comienza el ciclo de corta vida de las bolsas de plástico, imaginábamos que íbamos a encontrar cientos de ellas. Tal fue nuestra decepción que casi todas las bolsas que salían de allí no eran de plástico sino de papel de calidad, bien decorado con colores. El plástico parece ser que es poco digno. Tampoco encontramos el cargador de la cámara Canon que necesitábamos para nuestra cámara, ¡en el centro comercial más grande de África!.

Vista general del Centro Comercial
 

Ese mismo día visitamos también la Medina,  donde se ubica el tradicional zoco marroquí. Curiosamente en la Medina sí encontramos muchos plásticos.  Pudimos experimentar así dos diferentes modelos de consumo, el shoping mall y el mercado callejero. Perdiéndonos entre los pasillos descubrimos que las bolsas se compraban al peso en un tabac, que la reutilizaban para los expositores y que había recolectores que las recuperaban específicamente. La Medina es el espacio público por excelencia y lugar de encuentro y kaos, de intercambio comercial pero también de intercambio relacional. [Precisamente es en la Medina, en su entrada, donde la película Casablanca comienza, en un decorado falso construido ex profeso, aunque toda la película se dearrolla en interiores, en un bar. Rick e Ilsa y el amor imposible, metidos en un bar ajenos al mercado y al shopping mall. Ellos bebían en un amplio e iluminado bar, con música proveniente de un piano. Pero la realidad de los cafés donde se bebe  cervezas hoy en Casablanca es otra: espacio relacional de encuentro, sí, pero oculto, oscuro, con ventanas opacas, y con la música lo suficientemente alta como para hacerte hablar al oído, acortar las distancias. Lugares prácticamente excluídos a la mujer].


Lugar de almacenamiento de material de los puestos de la Medina.

Dos ejemplos de comercio radicalmente distintos, el shopping mall y el mercado, diferentes formas de relacionarse con los demás, un lugar y un no lugar, dos espacios, uno público y otro privado y privativo (seguratas en la puerta de entrada te registran a la puerta de MoroccoMall). Dos modelos de consumo polarizados. Un puente entre el consumismo occidental y el marroquí. ¿Es el MoroccoMall el eje del mal?. Pudiera ser. O simplemente reflejo de lo que somos. De todas maneras parece ser que ya existen fantasmas y movimientos exorcistas dentro del MoroccoMall para acabar con él… o a lo mejor, todo lo contrario, se trata de una gran estrategia publicitaria gratuita…

Nosotros nos preguntamos desde Basurama… ¿acaso los fantasmas que habitan este shopping mall no son precisamente las bolsas de plástico?

 
Plano del Centro Comercial / Plan del Mal !!

con b de Cracovia

Lunes, mayo 14th, 2012 | Por juan

 

Después dijo que un buen gobernante debe aprender la lengua de su mundo, que es distinta para cada mundo. Y yo creí que con esto quería decirme que en Arrakis no hablan galach, pero me dijo que no era eso en absoluto. Hablaba del lenguaje de las rocas y de las cosas que crecen, el lenguaje que uno no puede oír sólo con los oídos. Y yo le dije que eso era lo que el doctor Yueh llama el Misterio de la Vida

El proyecto cara-b nos está descubriendo el mundo que se oculta detrás de cada ciudad.
Un misterio global y familiar.
Grande como 20 millones de personas y pequeño como un bolsillo.
Recorriendo los procesos ocultos que sustentan metrópolis enteras.
Desentrañando el lenguaje particular de las cosas que mueren varias veces.

Después de Orán viene Cracovia en el horizonte Nápoles, Sao Palo, Nueva Delhi, …

Dijo que el Misterio de la Vida no es un problema que hay que resolver, sino una realidad que hay que experimentar. Entonces le cité la Primera ley del Mentat: “Un proceso no puede ser comprendido más que interrumpiéndolo. La comprensión debe fluir al mismo tiempo que el proceso, debe unirse a él y caminar con él.”

Notas de “Dune”, Frank Herbert.

Ciclos Locos Vol. 1

Martes, febrero 22nd, 2011 | Por info

Empezamos! Hoy por fin ha arrancado el taller.

Un montón de bicis, energía, ideas y cacharreo. Los prototipos van tomando forma poco a poco.

Aquí os dejamos algunas fotos de adelanto. Estos días iremos publicando los avances.

(más…)